Joaquín Pandolfo canta Ole, Ole en la Hermandad del Rocío de Isla Cristina

12.08.2014 12:00

Hacía ya tiempo que esta Salve, tan conocida mundialmente como la Salve Rociera, no se escuchaba en la Casa Hermandad del Rocío de Isla Cristina. Y tuvo que venir Joaquín Pandolfo, de Lepe, acompañado a la guitarra por nuestro querido Nacho Vinagre, quien la cantara con ese "quejío" tan maravilloso que tiene su garganta. Pero la sorpresa fue cuando un grupo de amigos comenzaron a hacerle los coros con el "Olé, Olé" y se podía escuchar, más bajito, cómo todas las personas allí reunidas en esa maravillosa noche de sábado, le acompañaban embelesados mirando al Simpecado de nuestros amores.

Por eso, como se suele decir, llegó y triunfó. Porque con el maravilloso sonido de esa guitarra que abrazaba Nacho Vinagre, cantó cuatro sevillanas de las "de escuchar": Porque son, sin duda, plegarias que llegan hasta lo más alto del cielo y hasta los corazones y las almas de todos los cristianos. Una noche de muchos sentimientos encontrados. Una noche más en la que los rocieros disfrutamos de todo lo que encierra esta advocación a la Madre de Dios gracias a Joaquín Pandolfo, a sus amigos y al sonido inconfundible de la guitarra de Nacho Vinagre.